viernes 16 de abril de 2021 - Edición Nº1956
Dos Líneas » La Provincia » 21 jul 2020

Para Sergio Berni el jubilado actuó en legitima defensa

El ministro de Seguridad de Buenos Aires, Sergio Berni, consideró hoy que el jubilado de 71 años que mató de un balazo a uno de los delincuentes que entró a robar a su casa del partido bonaerense de Quilmes actuó en “legítima defensa” y cuestionó el accionar de la Justicia en estos casos


El ministro de Seguridad de Buenos Aires, Sergio Berni, consideró hoy que el jubilado de 71 años que mató de un balazo a uno de los delincuentes que entró a robar a su casa del partido bonaerense de Quilmes actuó en “legítima defensa” y cuestionó el accionar de la Justicia en el tratamiento de estos casos.

“No se levantó con la intención de dañar a nadie y fue agredido por cinco delincuentes”, dijo esta mañana Berni a Radio Cadena 3, al referirse al episodio que involucró al herrero Adolfo Ríos, de 71 años, quien ayer fue beneficiado con arresto domiciliario aunque está imputado por homicidio agravado.

El ministro reprochó el tratamiento judicial a estos casos, al sostener hay "una crisis de justicia muy importante que tiene que ver con liberar a los presos. Cuando se libera a un delincuente se sabe lo que pasa. Hay un hartazgo en la sociedad por la inacción de la Justicia que ve que se cuidan los derechos de los delincuentes y no los de ellos”, manifestó Berni.

En este sentido, consideró que “la Justicia es lerda y perezosa, que reacciona más a los comentarios de la vida mundana que a los principios de la justicia; por eso no funciona. A cada acción le corresponde una reacción, y la acción deliberada de no impartir justicia está llevando a una reacción de la ciudadanía que no es buena y no es el camino al que debemos apuntar”, remarcó el titular de la cartera de Seguridad bonaerense.

“El gran desafío es ver cómo lo reformamos y cómo hacemos que funcione el sistema judicial, que parece que está más interesado en defender los derechos de los ladrones que de los ciudadanos”, enfatizó.

En esa línea, Berni también afirmó que hay “una falta de respeto hacia las fuerzas" y que esa situación hace que “la policía no se quiere arriesgar para no meterse en problemas”.

“Si un policía ve un robo, interfiere y después le dicen que hizo abuso de la fuerza, obvio que después se da la vuelta y se va. Para que eso no suceda los policías tienen que tener una vocación de servicio” y el respaldo del Poder Judicial, planteó el funcionario.

Ríos fue beneficiado ayer a la tarde con un arresto domiciliario por el juez de Garantías 2 quilmeño, Martín Nolfi, luego de permanecer detenido desde el viernes, cuando sucedió el hecho.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias