miércoles 14 de noviembre de 2018 - Edición Nº1072
Dos Líneas » Opinión » 6 sep 2018

¿Qué hacer para frenar la decadencia nacional?

Christian Castillo- Dirigente nacional del PTS


Por:
Christian Castillo

Frente a un gobierno que está llevando adelante un nuevo saqueo en regla contra el pueblo trabajador y un régimen político que muestra su podredumbre por todos los poros es necesario plantear una salida antagónica a los intereses del gran capital que expresa Cambiemos

Una crisis económica que puede terminar en un nuevo “default” se entrelaza con el espectáculo de los negociados de la “patria contratista” con los gobiernos de turno, cuestión que el “partido judicial” quiere utilizar contra el gobierno anterior exculpando a los grandes empresarios y al propio Macri. En estos tres años, una parte importante del peronismo ha sido parte del “consenso ajustador”, votando todas las leyes que quiso el gobierno (entre las más relevantes el pago a los fondos buitres, el “blanqueo” de capitales para los fugadores seriales de capital y el saqueo a los jubilados).

Sin el apoyo de los gobernadores del PJ y los legisladores que les responden, Macri no podría haber avanzado con su plan. Ahora están negociando un presupuesto para el 2019 acorde con los dictados del FMI, por el cual recortarían entre el gobierno nacional y los provinciales $ 300.000 millones. Esto significará menores recursos para salud, educación, obra pública o vivienda popular, y salarios y jubilaciones de hambre para los trabajadores del sector público. El kirchnerismo, por su parte, tiene un discurso más opositor pero ningún planteo estratégico para terminar con la decadencia nacional. En cada tema decisivo evitan pronunciarse con claridad. Ni en qué hacer con el crecimiento sideral de la deuda pública, ni con las empresas de servicios privatizadas, ni cómo frenar la fuga de capitales.

La decadencia nacional no es producto del “déficit fiscal primario” y del “alto gasto público” en salarios del sector público y jubilaciones, como repiten a diario los economistas neoliberales, el gobierno y los periodistas que le hacen la corte, sino de un drenaje constante de recursos que se van al pago de deuda y en fuga de capitales. Ambos aspectos se están llevando 300 millones de dólares diarios, un presupuesto universitario cada once días.

A esto debemos agregar que recursos estratégicos como el gas y el petróleo están en manos privadas (lo que implica que los paguemos a precios internacionales y no por su costo de producción local) y que un puñado de grandes propietarios agrarios y de multinacionales exportadoras se queda con el grueso de lo que ingresa por la renta agraria. La decadencia nacional, que agravan la dependencia y el atraso, no puede revertirse sin terminar con estas cuestiones estructurales.

Solo desde el Frente de Izquierda planteamos un programa integral para que la crisis la paguen los capitalistas. Un programa que sostiene el no pago de una deuda ilegal e ilegítima; la nacionalización de la banca y el comercio exterior para terminar con la fuga de capitales; la estatización bajo gestión de los trabajadores y usuarios de las empresas privatizadas de servicios públicos y de recursos estratégicos como el gas y el petróleo; la reducción de la jornada laboral a 6 horas sin afectar el salario y el reparto de las horas de trabajo entre ocupados y desocupados; la actualización automática del salario según la inflación y la recuperación de lo perdido bajo el macrismo; la estatización bajo gestión de los trabajadores de toda fábrica que cierra o despida; el derecho al aborto legal, seguro y gratuito y la completa separación entre la Iglesia y el Estado; entre otros puntos fundamentales. Nuestra salida estratégica, como es sabido, es un gobierno de trabajadores en ruptura con el capitalismo. Sin embargo, siendo que todavía somos una minoría, planteamos luchar por una Asamblea Constituyente Libre y Soberana para aplicar un programa de emergencia ante el saqueo en curso, impulsando la movilización del pueblo trabajador y acelerando su experiencia con este régimen político y social.

* Dirigente nacional del PTS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias